Si alguna vez intentaste solicitar un préstamo -no no, a tu familia política no- en un banco, probablemente te hablaron de tu scoring crediticio. De otra manera, probablemente no sepas cuán importante es y cómo condiciona tu acceso a ciertos productos, como una tarjeta de crédito, por ejemplo. 

¿Te preguntás si para calcularlo tienen en cuenta eventos como esa vez en 2004 que te olvidaste de pagar la luz y te la cortaron? Sí, la verdad es que te colgaste de lo lindo, pero que no cunda el pánico. En esta nota te contamos cómo se determina, para qué se usa y cómo conocer el tuyo de manera gratuita.

¿Qué es un scoring?

El scoring crediticio es un sistema de evaluación que las entidades bancarias y financieras utilizan para predecir la capacidad de pago de una persona y las probabilidades de que entre en mora, es decir se retrase. 

El score o puntaje consiste en un número -entre 1 y 999- que identifica la solvencia de quien solicita el préstamo, y ayuda a tomar decisiones de manera objetiva. Para que tengas una idea, las calificaciones menores al 350 se consideran malas, mientras que si tenés por encima de 750 hiciste muy bien los deberes. Cuanto más alto es el puntaje, tenés mejor capacidad de crédito.

Un scoring bajo no siempre significa que no vas a poder acceder a esa plata que estás pidiendo, solo que tal vez te la otorguen con más intereses o con plazos más cortos para devolverla. 

Algunos de los datos que se tienen en cuenta son:

  • Ingresos.
  • Situación personal (edad, estado civil, personas a cargo).
  • Deudas pendientes e historial crediticio.

También influyen la cantidad productos financieros que contratás, en cuántos bancos tenés cuenta, y qué tan seguido pagás el mínimo de la tarjeta. Con esta información, el sistema prevé si una persona será capaz de devolver el dinero en los tiempos pactados a partir de lo que ha ocurrido en circunstancias parecidas con clientes de perfiles similares. 

Aunque, claro, cuanta más información tenga el banco sobre un cliente, mejores y más fiables serán los resultados del análisis. 

¿Cómo consultar el scoring crediticio?

Como te imaginarás, los bancos lo consultan sistemáticamente, pero vos también podés hacerlo en internet, y sin costo. 

Una opción simple es ingresar a Tirr. Creás tu usuario y contraseña, y con solo poner tu DNI o CUIL, vas a ver tu puntaje y el detalle de todos los aspectos que tuvieron en cuenta para crearlo. De paso podés advertir si tenés alguna deuda de la que no estabas al tanto.  

También contás con Central de Deudores, el sistema en el que el Banco Central registra información sobre todos los perfiles del sistema financiero argentino. Como esta información es pública y gratuita, se puede consultar online simplemente con el CUIT o CUIL.

Scoring crediticio del Banco Central

El scoring crediticio del Banco Central se construye a partir de los datos que proveen los bancos sobre cada cliente,y les otorga un puntaje del 1 al 6.

1. Riesgo normal: las demoras en el pago de deudas no superan los 31 días desde la fecha de vencimiento.

2. Riesgo bajo: se registran atrasos de más de 31 y hasta 90 días desde la fecha de vencimiento de pago.

3. Riesgo medio: hay demoras en el pago de más de 90 y hasta 180 días.

4. Riesgo alto: tienen atrasos de más de 180 días hasta un año en el pago de sus deudas.

5. Irrecuperable: casos con atrasos superiores a un año.

6. Irrecuperable por disposición técnica.

Te dejamos una infografía para que puedas tener presente los distintos puntajes y saber dónde ubicarte cuando te preguntes cómo ver tu scoring crediticio.

que es el scoring crediticio
Cómo saber el scoring crediticio

¿Qué pasa si trabajo en negro? 

En ese caso, al no haber un registro formal de empleo y una cuenta sueldo para recibir los ingresos, podés solicitar una caja de ahorro gratuita en cualquier banco, o crearte una cuenta en una fintech o billetera virtual. Así vas a ir ganando antigüedad como cliente, accediendo cada vez a más productos y servicios (débitos automáticos. seguros, préstamos, tarjeta de crédito), y sumando puntos. Es un proceso que se toma su tiempo, ¡constancia y paciencia!

Probablemente hayas visto que el scoring crediticio tiene que ver con vos más de lo que pensabas. Siempre viene bien poder acceder a un préstamo con bajas tasas de interés, o a una tarjeta de crédito con un disponible para compras interesante. 

Ya tenés toda la data para conocer, cuidar y mejorar tu scoring crediticio. Y para quienes nos preguntan si da para averiguar el puntaje de alguien que te está pidiendo platita prestada, no nos cansamos de citar a Karina Olga: “lo dejo a tu criterio”. Al fin y al cabo, cuentas claras conservan la amistad.